Regreso triunfal del camino a Soria

Dice la canción de Gabinete Caligari: “Voy camino a Soria. ¿Tú hacia dónde vas?”. Y aún en el camino de regreso, el Real Oviedo y los oviedistas no podemos contestar a esa pregunta. No solo porque la Segunda sea una categoría dura en la que cualquiera te puede pintar la cara -que se lo digan al Málaga después de la goleada sufrida esta jornada a manos del desahuciado Reus-, sino porque los resultados de los azules no se corresponden con sus actuaciones. Para bien y para mal. En el cómputo global y, a pesar de las críticas a Anquela, creo que el fútbol le debe puntos al Real Oviedo esta temporada. Extremadura, Alcorcón, Majadahonda, Nástic, Mallorca, Las Palmas, Almería, Granada y Málaga han sido rivales en cuyos partidos bien pudo darse otro signo más favorable a los carbayones -en unos casos de forma más clara que en otros-, pero por falta de acierto en unos casos, errores arbitrales en otros, e incluso la mala suerte en los disparos al poste, el Oviedo se marchó sin el premio merecido. Ayer en Soria, sin embargo, con los defensores del Oviedo vestidos de ‘killers’, los azules asaltaron un campo en el que no ganaban desde 2002 -goles de Geni y Jaime- y en el que la pasada campaña cayeron goleados por 3-0. Fue una historia totalmente distinta a la dinámica de juego y resultados que habíamos visto hasta ahora. Sin asediar con constantes llegadas al área, sin claras oportunidades de gol, con agujeros abiertos en defensa en las dos bandas, con dudas y errores de Champagne -que, para ser justos, hizo una de las mejores paradas de esta liga salvando el empate a uno-, con muchas dudas defensivas cada vez que el Numancia pisaba las cercanías del área oviedista, que no fueron demasiadas, por otro lado… Y sin embargo, tres latigazos de defensores azules bastaron para conseguir lo que tanto se la había negado al club azul en los últimos tiempos: el gol. Primero fue Javi Hernández en jugada personal, digna de un delantero con clase, el que abrió la lata con un golazo desde la frontal del área después de salir airoso de un bosque de piernas rivales. Más tarde, con el jarro de agua fría que había supuesto el empate del Numancia, obra del exjugador oviedista, Yeboah y que contó con la colaboración del meta ovetense, que dejó sin cubrir su palo, llegó el tanto de Carlos Hernández. Uno más en la cuenta del jienense -que, por su forma de rematar de cabeza, bien podría llegar a confundirse con su paisano, el histórico Carlos Muñoz- que suma ya 7 en los 46 partidos de liga que ha disputado desde su fichaje por los carbayones. La puntilla la puso, cuando el partido ya había entrado en el descuento, Christian Fernández ‘Bolaño’, con un testarazo en el segundo palo recogiendo un balón bien peinado por el también defensor Mossa. Toda una exhibición de la pegada de los defensores del Oviedo, mucho mayor, de momento, que la que han podido exhibir hasta ahora los atacantes azules. En el recuerdo, este encuentro quedará como una actuación mucho mejor que la que tuvieron los azules en su debut liguero ante el Extremadura. Es ley de vida, los resultados mandan para bien y para mal y lo que cuenta es que el Oviedo ha iniciado el año consiguiendo el objetivo con el que se fueron camino a Soria: el triunfo.

Carlos Martínez

Soy periodista deportivo especializado en fútbol. Además de tener experiencia como redactor, he mantenido colaboraciones habituales en BeIn Sports, GOL TV y LaLiga 123 TV como narrador de fútbol nacional e internacional. Soy socio y aficionado del Real Oviedo, al que, como a tantos otros clubes históricos, espero ver pronto de nuevo en Primera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable Carlos Martínez Menéndez.
  • Finalidad  Moderar los comentarios.
  • Legitimación Tu consentimiento.
  • Destinatarios  Webempresa: https://www.webempresa.com/aviso-legal.html.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad